Almería. Desierto

RV 125 Grisácea contemplando el Desierto de Tabernas

Un panorama intenso y espectral, regado con la luz (esta vez sí), se extiende ante nosotros. Paisajes evidentes, de tierra desnuda, sin aditivos. El desierto de Tabernas. Parece que un titán enloquecido ha arañado la tierra hasta sacarle los colores a las entrañas del mundo. Marrones, acres, pardos, sienas con toques zinc e incluso algún amatista despistado. Los arbustos aquí y allá. Los cerros arcillosos con sus torrenteras en forma piramidal, que se mantienen en pie a duras penas.

Creo que es la diferencia tan drástica de los desiertos con el paisaje habitual, lo que hace que vayamos en su búsqueda. Normalmente, la gente prefiere paisajes abiertos de hierba exuberante, con árboles, vegetación diversa y una vista despejada. Sin embargo, hacemos 1.000 km para pasear por el paisaje con pequeños arbustos en la roca desnuda y estar rodeado de barrancos que te cierran la vista los 360 grados.

Desierto de Tabernas

Las “bad-lands” un laberinto de ramblas y barrancos. Cauces de agua, que solo corren de tarde en tarde, aunque por la experiencia de estos días y por el paisaje que encontramos, se intuye que lo hacen de forma violenta y concienzuda. Esta furia hace que se formen profundas ramblas generalmente secas que, como una serpiente buscando el sol, zigzaguean hasta encontrar una salida de estas áridas tierras hacia el mar.

A cada recodo un nuevo panorama: un pequeño cañón horadado por las aguas minuciosamente, un barranco a punto de regurgitar de las entrañas de la tierra algún pedrusco, pequeños arbustos que aprovechan el tesoro de las precipitaciones de hace unos días. La arena es, en algunos casos como un batido de piedras, y hace que las ruedas se encallen levemente. ¡Vamos, vamos! Nos acompaña algún rebaño perdido, guiado por paisanos que van a los cortijos que se encuentran diseminados por las vaguadas. Desde alguno de ellos salen a saludarnos los críos. Me recuerda a el Atlas, pero esta vez el chaval tenía aspecto diferente: pecoso, pelirrojo, y con los ojos verdes. Probablemente hijo de algún nórdico escapado de aquellas tierras para vivir sin estrés en el desierto del sur de Europa. La alegría del crío al ver las motos es igual que para los cachorros de otros orígenes. En el fondo, sea cual sea nuestra tribu, a todos los niños nos gustan las motos…

Vanvaneando por desierto de Tabernas

Dentro del casco, voy recelando de que en la siguiente vuelta del camino va a aparecer de frente un jeep levantando polvo y conducido por Sir Henry Jones, mientras discute con su hijo. ¡No puede ser! Ahora vislumbro tras la visera del casco a T.E Lawrence comandando un batallón de beduinos. ¿Será el calor que me derrite la sesera o es que soy un peliculero? Por los retrovisores veo el casco de Juantxi, y temeroso, por si acaso no me paro, no vaya a ser que aparezca algún forastero, o lo que es peor: tengamos que pedir ayuda a algún personaje de la era Hiboria. Decididamente hay que ir a tomar algo.

Salimos del erial desde Santa Fe de Modújar hacia Gergal. Con el PAP (*) no hay problema, localizamos una auténtica Venta en el camino.

(*) Pregunta al Paisano. Versión analógica del GPS. Fases: parar la moto, levantar la visera, interaccionar con las gentes del lugar. Es sano, divertido y casi siempre consigues tu objetivo, llegar al destino propuesto. Es mejor preguntar de uno en uno. Dos PAP a la vez pueden dar sentidos contradictorios

Venta del Pino en Gergal. Comida casera. El dueño nos dice que se jubila; que le tocó la lotería el año pasado; que ya no quiere seguir con el ajetreo del negocio; que lo suyo son las cabras y que se va para la sierra de Filabres a cuidar de ellas. Nosotros iremos los próximos días; no tendremos un premio de la lotto, pero conseguiremos una buena gratificación motera.

Suzuki Van Van en Desierto de Tabernas

Anuncios
Categorías: Crónicas de rutas, Fotos, Rutas en moto, Viajar con 125 cc | Etiquetas: , , , , , , , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Un sitio web WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: